Ayuntamientos de GaliciaBiorresiduosEntidades Públicas

El presidente de Sogama y el alcalde de Curtis visitan las obras de la nueva planta de transferencia

El presidente ejecutivo de Sogama, Javier Domínguez Lino, y el alcalde de Curtis, Javier Caínzos Vázquez, visitaron hoy las obras de la nueva planta de transferencia de la localidad, a la que se destina una inversión de casi 1,2 millones de euros, y que sustituirá a la microplanta que actualmente está en servicio.

La nueva instalación ganará en capacidad —llegando hasta las 17.000 toneladas anuales—, eficiencia y funcionalidad, ya que, además de trasvasar las fracciones de residuos correspondientes al contenedor amarillo (envases de plástico, latas y briks) y genérico (resto), podrá acoger la materia orgánica recogida a través del contenedor marrón.

Se está construyendo en el polígono industrial de Teixeiro, en una parcela de casi 8.000 m2. Contará con una nave de 600 m2, una zona verde de aproximadamente 1.300 m2, y estará equipada con un compactador fijo, una báscula, un sistema de traslación con capacidad para tres contenedores, un aparcamiento para éstos y un edificio destinado a oficina, vestuario y almacén.

Asimismo, y con el fin de reducir la dependencia de los combustibles fósiles y apostar por el uso de energías más respetuosas con el medio ambiente, se alimentará con energía solar, fomentando de esta forma el autoconsumo a través de paneles fotovoltaicos.

Aunque, inicialmente, dará servicio a los ayuntamientos de Sobrado dos Monxes y Vilasantar, además del de Curtis, estará a disposición de otros 15 municipios más.

MARCO EUROPEO Y RED DE INFRAESTRUCTURAS

En el marco de las directrices europeas, los entes locales gallegos quedan obligados a implantar, antes del 31 de diciembre de 2023, la recogida diferenciada de la materia orgánica a través del denominado quinto contenedor, de color marrón.

Si bien se trata de una competencia municipal, la Xunta ha activado una red de infraestructuras para que la práctica totalidad de los ayuntamientos adheridos a Sogama (295 en total), dispongan de una planta de biorresiduos o de transferencia a menos de 50 km de distancia.

A la planta de compostaje de Cerceda –ya en operación- se sumarán tres más: Cervo (Lugo), Vilanova de Arousa (Pontevedra) y Verín (Ourense). Estas cuatro plantas estarán apoyadas por 13 de transferencia, entre éstas la de Curtis, que contarán con una tolva específica para trasvasar la materia orgánica.

A esta red se destinará una inversión de 40 millones de euros, de los cuales un total de 30 millones proceden del Fondo de Cohesión como respuesta de la Unión Europea a la crisis del COVID-19.

Fuente: SOGAMA

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad