Novedades AmbientalesResiduos

Los ayuntamientos podrán solicitar ayudas de los 13,5 M€ dedicados exclusivamente a la separación de la materia orgánica

Ángeles Vázquez adelanta que las entidades locales podrán optar a subvenciones para adquirir contenedores, calderos domésticos o comunitarios para los biorresiduos, biotrituradoras, sacas reutilizables y camiones para la recogida
Recuerda que el Gobierno gallego diseñó una red de infraestructuras para facilitar que los ayuntamientos tengan una planta de biorresiduos, o de transferencia, a menos de 50 km de distancia; para convertir un residuo en un recurso

La Xunta convocará la próxima semana dos líneas de ayudas por un importe de 13,5 millones de euros dirigidas a los ayuntamientos gallegos y dedicadas exclusivamente a la separación de la materia orgánica.

Así lo avanzó la conselleira de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda, Ángeles Vázquez, durante la clausura de la jornada de presentación de la Estrategia gallega de biorresiduos y residuos municipales 2022-2023; en la que también intervinieron la directora general de Calidad Ambiental, Sostenibilidad y Cambio Climático, Sagrario Pérez, y el presidente de Sogama, Javier Domínguez. En el encuentro estuvieron presentes alrededor de 150 personas, entre representantes municipales y empresas del sector.

Vázquez Mejuto detalló que el próximo martes, 14 de diciembre, se publicará en el Diario Oficial de Galicia una orden de ayudas con dos líneas de actuación: un total de 8,6 M€ se reservan a las acciones para la introducción del quinto contenedor en el servicio de recogida municipal; mientras que la segunda línea, dotada con un presupuesto de 4,9 M€, está centrada en la recogida a través del compostaje doméstico o comunitario.

Así, desde el 15 de diciembre y hasta el 31 de enero de 2022, los ayuntamientos podrán solicitar -de manera individual o colectiva- ayuda para la adquisición de contenedores, calderos domésticos para biorresiduos, composteros domésticos o comunitarios, biotrituradoras, aireadores, termómetros y tamizadoras o camiones de recogida, así como para la puesta en marcha de campañas informativas para “saber qué echar al contenedor marrón”.

De hecho, las inquietudes y dudas de las entidades locales sobre los pormenores de la implantación del quinto contenedor fue el tema sobre el que giró la mesa redonda celebrada -en el marco de esta jornada- en la que participaron el alcalde de Cervo y vicepresidente de la Federación Gallega de Municipios y Provincias (Fegamp), Alfonso Villares, la directora del área de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Santiago, Rocío Montañés; la jefa de servicio de Aguas y Medio Ambiente de la Diputación de Ourense, María Sabas Álvarez, y el técnico asesor de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Carballo, Santiago Andrade Fraga.

La Estrategia gallega de biorresiduos

La conselleira de Medio Ambiente afirmó que- a pesar de que la competencia de gestión de los residuos urbanos es de los ayuntamientos- el Gobierno gallego lleva tiempo trabajando para acompañarlos en el camino que permita cumplir con el objetivo fijado por Europa: implantar la recogida de biorresiduos antes del 31 de diciembre de 2023.

En ese sentido, la Xunta diseñó la Estrategia gallega de biorresiduos y residuos municipales 2022-2023, para optimizar los servicios de recogida de residuos urbanos e impulsar la economía circular desde el ámbito local. Indicó que cuenta con 60 millones de euros para habilitar incentivos y activar una red de infraestructuras para la valoración de la materia orgánica.

Recordó que esta red está formada por cuatro plantas de biorresiduos (la de Cerceda -ya en funcionamiento-, Cervo, Verín y Vilanova de Arousa) y 13 plantas de transferencia, que implica la movilización de 38,6 millones de euros para conseguir que los ayuntamientos dispongan de una planta de biorresiduos, o de transferencia, a menos de 50 km de distancia.

En lo relativo a las ayudas -además de las exclusivas a la materia orgánica- el próximo martes también se convocará una orden de subvenciones para la recogida de residuos domésticos especiales (aceites domésticos, textiles y puntos limpios móviles), con un presupuesto de 2,2 millones de euros.

Para concluir, la conselleira animó a los ayuntamientos a presentar las solicitudes de ayuda que podrán cubrir hasta el 90% del total y sobre todo para mostrar el potencial de cada territorio en la lucha contra el cambio climático, a través de una gestión eficiente y sostenible de los residuos.

Fuente: Consellería de Medio Ambiente, Territorio y Vivienda

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad